Ciencia y tecnología, en la primera línea de batalla contra el COVID-19

La Página

Morelia, Michoacán.- La conmemoración del Día Mundial de la Ciencia y la Tecnología y Día del Investigador, cobra mayor relevancia este año 2020 porque en Michoacán, como en el resto del mundo, la ciencia representa la primera línea de batalla frente a la pandemia que tiene a gran parte de la humanidad bajo resguardo en sus casas.
 
Tras un reconocimiento a los médicos, académicos e investigadores michoacanos, el director general del Instituto de Ciencia, Tecnología e Innovación, ICTI, José Luis Montañez Espinosa, destacó que en la entidad hay más de mil investigadores registrados y, como en el resto del mundo, muchos profesionales se han dado a la tarea de idear desde sus diversos espacios las propuestas que sumen en la lucha contra el COVID-19, pero también en la mejora continua de nuestra relación con el entorno y en la construcción de una sociedad más inclusiva.
 
Enfatizó que por instrucciones del Gobernador Silvano Aureoles Conejo, desde el ICTI, se mantendrá el impulso a la búsqueda de enfoques nuevos y atractivos para incentivar en cada nueva generación el interés por observar el mundo desde la esfera del conocimiento y por estudiar carreras de base científica y tecnológica.
 
En ese sentido, recordó que durante la presente administración, los diversos programas establecidos para fomentar la apropiación social del conocimiento han beneficiado a más de 500 mil personas en todas las regiones de la entidad, mediante cursos, talleres, concursos, eventos y otras actividades.
 
Subrayó que, junto a los médicos, enfermeras y otros elementos del sistema sanitario del país, Michoacán contribuye con cerca de 750 profesionales en el Sistema Nacional de Investigadores, y en la Academia Mexicana de Ciencia.
 
El Día Mundial de la Ciencia y la Tecnología y Día del Investigador se instituyó en 1972 en la Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, UNESCO, como un reconocimiento al primer Premio Nobel de origen latinoamericano, el Médico Farmacéutico argentino Bernardo Alberto Houssay, descubridor del mecanismo que involucra a las hormonas pituitarias en la regulación de azúcar en la sangre.
 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *