Print Friendly, PDF & Email

F1
La Página
Por Víctor Armando López.
Morelia, Michoacán.-Tras convertirse en un ejemplo para el deporte nacional y un orgullo para el país con sus pies descalzos, los niños basquetbolistas Triquis de Oaxaca  estarán presenten en Ciudad Hidalgo, Michoacán, del 7 al 9 de febrero.
Durante su estancia habrán de convivir con niños de esa región así como con otros provenientes del Estado de México, Guanajuato y Querétaro, con quienes compartirán los motivos que cada día tienen para poder alcanzar sus objetivos.
Los Triquis son una raza indígena que se localiza al Noroeste de Oaxaca y es característico que en cada una de sus comunidades haya por lo menos una cancha de basquetbol, pues es su pasatiempo y la organización de torneos de este deporte es constante.
Los 25 niños Triquis en el 2013 viajaron hasta Argentina, país en el fueron campeones del IV Festival Mundial Mini Baloncesto. Espacio en donde su fama se hizo mundial pues jugaban descalzos. Sus logros tuvieron tal penetración que recibieron algunos consejos por parte de jugadores profesionales de los equipos Spurs y Los Ángeles Lakers de la NBA, con quienes además “echaron una cascarita”.
Pero además estos niños son buenos estudiantes tanto por convicción como por obligación, puesto que al ser integrantes de la Academia Mexicana de Basquetbol Indígena (AMBI) deben ser estudiantes regulares y mantener un promedio mínimo de 8.5 de calificaciones.
En Ciudad Hidalgo habrán de participar en un desfile, convivencia y un cuadrangular de básquetbol, con tres encuentros centrales con equipos locales y los invitados.
Con este evento también se busca impulsar y fomentar el deporte, así como promocionar turísticamente al Oriente Michoacano.
El equipo de los niños Triqui lo integran infantes cuyas edades oscilan entre los 6 y los 11 años y quienes se caracterizan por jugar sin zapatos deportivos, por lo cual fueron llamados los “pequeños gigantes descalzos”.