Brindará Icatmi capacitación para elaborar artículos religiosos

 Redacción/La Página.

Carácuaro, Michoacán.-Será en este municipio en donde se brinde capacitación en materia de Elaboración de Artesanías para el Turismo Religioso, afirmó el director del Instituto de Capacitación para el Trabajo en Michoacán (ICATMI), Bertín Cornejo Martínez, tras clausurar el curso de Industrialización del Procesamiento de la Fruta.
Bertín Cornejo señaló que es un compromiso coadyuvar con las instancias municipales y con la sociedad civil, para brindar la capacitación que se requiere en la región, por lo que a petición del alcalde de Carácuaro, Jorge Conejo Cárdenas se abrirá una extensión del ICATMI, para brindar la actividad académica específica que detone la economía de la región y sus familias.
Aceptó la propuesta del alcalde, de brindar la asesoría especializada a los habitantes para que produzcan artículos religiosos, por la alta demanda que tienen en la población como son los cristos elaborados a base de pasta de caña.
De igual forma, Cornejo Martínez dijo que en conjunto con el apoyo del gobierno municipal, se dotarán a los habitantes de la región cursos para el procesamiento de la fruta y elaboración de mermeladas, licores y jarabes.
Al clausurar el Curso de Industrialización del Procesamiento de la Fruta señaló que las expectativas son producir 4 toneladas de harina de nopal, media tonelada de licor de jamaica, así como una tonelada de chile para botana, mismos productos que se venderán en las ferias de la región del mes de febrero.
Agregó que además se aprovecharán las frutas de la región como son el mango, durazno, guayaba, cacahuate y de frutas exóticas como la pitaya, las cuales se procesarán para su industrialización.
En este primer módulo de capacitación frutícola, fueron 38 alumnos quienes serán los responsables de integrar la planta laboral del parque agroindustrial para el procesamiento de la fruta instalado, y aprovechar una inversión de 20 millones de pesos en infraestructura que se tenía abandonada.
Reiteró que una de las necesidades, es formar cuadros productivos y en algunos casos enseñar a la gente a producir, no solamente para vender en el mercado local o regional, sino para exportar; mencionó que la elaboración de los licores, mermeladas y almíbares que se producen son de alto consumo al interior del país y en el mismo extranjero, por lo tanto la capacitación brindada es de calidad.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *