Por VERÓNICA TORRES MEDRANO


Morelia, Michoacán.- Entre reproches y defensas, este lunes el gobernador del Estado, Silvano Aureoles Conejo hizo entrega del sexto y último informe que guarda la Administración Pública Estatal. Fue el secretario de Gobierno, Armando Hurtado Arévalo quien acudió en su representación al Congreso del Estado.

Esto conllevó que hubiera inconformidad por las bancadas de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) y del Partido del Trabajo (PT), no así del Partido de la Revolución Democrática (PRD) quien salió a su defensa.

Mediante un comunicado, el coordinador del Grupo Parlamentario de Morena, Fidel Calderón Torreblanca señaló que Aureoles Conejo saldrá por la puerta trasera.

Y es que destacó que hoy elude su responsabilidad y no da la cara al pueblo de Michoacán, toda vez que fue el secretario de Gobierno, Armando Hurtado Arévalo quien hizo la entrega del informe y no hubo oportunidad de los posicionamientos en el Congreso del Estado.

“Para todo ciudadano que ha servido y que sirve a su prójimo con una investidura pública, debe ser un alto honor hacer uso de la máxima tribuna de un parlamento, más aún si se acude a informar sobre los resultados de la honrosa encomienda de un mandatario”, dijo.

No así para el coordinador del Grupo Parlamentario del PRD, Víctor Manuel Manríquez González, quien entrevista con La Página Noticias y CuartoPoder Michoacán resaltó que el mandatario dejó un estado estable y el no ir al Congreso del Estado a hacer la entrega conducente, no significa una falta de interés y que ha así ha sido en los últimos años de su administración. Además que será a través de diversas plataformas digitales que el mandatario estatal dará a conocer su informe a la ciudadanía.

Toda vez que resaltó que serán los diputados quienes revisen y analicen el informe que guarda la Administración Pública Estatal en cuanto queden conformada las comisiones.

Resaltó que Aureoles Conejo recibió una administración en crisis financiera y con un tema de seguridad que dejaba mucho que desear. Por lo que destacó que en estos seis años de administración se atendieron todos los rubros y se mejoró la calidad de vida de los michoacanos.

Indicó que los problemas que hoy se tiene en la entidad son meramente por la falta de atención por parte del Gobierno de México, toda vez que no atiende lo de su jurisprudencia en materia de seguridad y las promesas que realiza en materia educativa quedaron en el aire.

En tanto, la diputada del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), María Guadalupe Díaz Chagolla consideró que en materia de infraestructura hubo avances, principalmente en el ámbito escolar en cuanto a rehabilitación, dotación de mobiliario y la construcción de nuevos planteles.

Tema que no coincidió el coordinador del PT, Reyes Galindo Pedraza, al precisar que hoy uno de los grandes pendientes es la infraestructura, inclusive otros rubros como son la seguridad, la educación y la salud.

En entrevista, indicó que la dinámica de transparencia y rendición de cuentas tendrá que ser muy preciso, toda vez que permitirá dar una realidad de la situación por la que atraviesa el estado.

Sin embargo, dejó en claro que hay evidencia tangible que hoy los más afectados son los trabajadores de gobierno, los maestros y la sociedad en general ante la falta de un gobernador que, a su decir, defiende más una elección y deja de lado su responsabilidad como gobernador estatal.

Por lo que refirió que el gobernador electo, Alfredo Ramírez Bedolla tendrá un reto importante y grande que atender al momento de su toma de protesta, el cual consideró como no menor pero que tendrá que irse concretando poco a poco para recuperar y rescatar a Michoacán.