La Página

Por VÍCTOR ARMANDO LÓPEZ

Morelia, Michoacán.-Michoacán se encuentra en quiebra técnica, una vez que se tienen adeudos por 50 mil millones de pesos, mismos que se tienen con el IMSS, ISSSTE, Pensiones Civiles; proveedores; salarios de maestros, puntualizó Alfredo Ramírez Bedolla.

El gobernador electo de Michoacán señaló que ante este panorama se realizará una revisión exhaustiva, pues ya es de conocimiento popular el enriquecimiento ilícito en el que participaron supuestamente muchos funcionarios de la administración de Silvano Aureoles Conejo. “No habrá ni perdón, ni olvido”.

Y es que ha trascendido, abundó, que con dinero público se hicieron de diversas propiedades, ranchos, animales pura sangre, inversión en empresas, incluso, casos en los que se hicieron empresarios de la noche a la mañana.

“No puede haber impunidad, y quienes abusaron de la confianza de los michoacanos, tendrán que enfrentar las consecuencias y enfrentar su responsabilidad”, aclaró.

Sobre los adeudos por 50 mil millones de pesos, Ramírez Bedolla detalló que 13 mil corresponden a salarios de profesores y proveedores de servicios; 4 mil 400 millones se le deben al ISSSTE; 1 mil 580 al IMSS; y, 500 mdp a Pensiones Civiles, entre otros.

“La clase política saliente se enriqueció de manera inexplicable y tiene que responder”, concluyó.